Saint Germier

¿Qué hace que un queso sea verdaderamente especial?

En este artículo, vamos a descubrir el Saint Germier, un queso artesanal francés que nos sorprende con su rica historia, su proceso de elaboración cuidadoso y sus características únicas.

Orígenes

El Saint Germier es un queso creado por Laurent Thomas y Patricia Grimigni, queseros y propietarios de la Bergerie de Cazes-Haut, una granja ubicada en Teyssode, una población y comuna francesa en la región de Occitania, departamento de Tarn. La historia de este queso comienza en los años 90, cuando Laurent y Patricia se mudan a Italia, donde se encuentran con un pastor italiano que les enseña los secretos de la producción de queso. Al regresar a Francia en 1997, compran la granja de Cazes-Haut y se inician en la elaboración del queso Pérail, que venden bajo el nombre de Cant’ Auriol.

Producción

La producción del Saint Germier se lleva a cabo en la granja de Cazes-Haut, donde Laurent y Patricia tienen un rebaño de 300 ovejas de raza Lacaune que pastan en 65 hectáreas de pradera durante 8 meses al año. En invierno, las ovejas son alimentadas con heno de sus propios prados. La leche de estas ovejas es utilizada para producir quesos atípicos de gran finura, elaborados y moldeados a mano.

Características

El Saint Germier es un queso artesanal hecho con leche cruda de oveja. Presenta una corteza comestible natural fina y ligeramente enmohecida que esconde en su interior una pasta de color amarillo crema suave y muy untuosa. Su olor es bajo.

La textura del Saint Germier es tierna y fina, con una sensación de dulzura que se combina armónicamente con una nota láctica de frescura. El sabor de los azúcares de la leche es muy notable, con matices florales suaves que deleitan el paladar.

Información nutricional

* Tipo de leche: leche cruda de oveja
* Denominación de origen: Francia, Occitania, departamento de Tarn
* Cantidad de materia grasa: 45% aproximadamente
* Maduración: 3-4 semanas
* Aspereza: suave

Vinos de maridaje

El Saint Germier se disfruta con vinos blancos secos de uvas Chardonnay. El Chardonnay es un vino que aporta una acidez crítica que se equilibra perfectamente con la riqueza y la untuosidad del queso. También se puede disfrutar con un vaso de Sauvignon Blanc o Pinot Grigio para un contraste refrescante.

¿Cómo disfrutar del Saint Germier?

El Saint Germier se come a temperatura ambiente, para degustar mejor su riqueza de sabores. Se puede disfrutar solo o con pan, en ensalada con piñones y rodajas de pechuga de pato ahumado, rociadas con un chorrito de aceite de oliva.

¿Quieres saber más sobre otros quesos franceses?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio